Opinión del editor del 16/01/2020

En los últimos debates habidos, y habientes, en torno a preguntas que exigen respuestas que no parecen estar a nuestro alcance he recordado que en el libro póstumo de Oliver Sacks, El río de la conciencia, me había hecho reflexionar una cita de Hannah Arendt que reproduce el admirado neurólogo : “La vida de la mente, una región intemporal, una presencia eterna, en completo silencio, más allá de los relojes y de los calendarios humano (…) el silencio del Ahora en la existencia del hombre sometida a la presión y el zarandeo del tiempo”. Discípula de Martin Heidegger, escribió La condición humana, libro que merece ser leído y meditado. En el Sirácido, 6, 36, se nos invita: “Si ves un hombre prudente , madruga a seguirle, que gaste tu pie el umbral de su puerta”.

Alberto Revuelta

Esta entrada fue publicada en Actualidad. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.